branded content
branded content

Toda marca debería desarrollar un buen branded content

por

Toda marca debería desarrollar en la era en la que nos encontramos, un buen branded content. ¿ Y en qué consiste este branded content? El branded content puede coger varias formas y desarrollarse por varias vías pero de una forma muy sencilla y concisa, tal y como su significado literal en inglés nos especifica, el branded content es el contenido que te ofrece una marca. ¿Y cómo es eso de ofrecer? Pues sí, te ofrece. Nada de intentar vender, con discursos manidos. El branded content crea engagement con su audiencia, que no cliente.

Lo importante es que las marcas se han dado cuenta de la importancia del feedback a través de las redes sociales y de la web corporativa han pasado a conformar un espacio en el que dejar impreso sus intenciones a través de su discurso. Este discurso crea un engagement, en otras palabras, una conexión con su público que hace que sea el mismo el que desee que la marca lo provea de ellos..

Pionera fue la multinacional McDonald por allá por el 2002 cuando sacó su concepto “I’m lovin it” cuando Larry Light decidió darle personalidad a una simple hamburguesería. Le creó una identidad propia y con ella un concepto que incidiría en la empresa. Creó una cultura entendida para transmitirla a través del deporte, la música y el entretenimiento.
La marca ofrecía un discurso implícito, a través de sus
En este sentido fue la marca de bebidas energéticas Red Bull se ha coronado como la gran reina del branded content. Y aún sigue siendo el mejor ejemplo de marca que ha conseguido crear una identidad propia a parte de sus productos. Si pensamos en Red Bull lo primero que se nos viene a la cabeza es el “ te da alas”, pero justo después acudirán a tu mente todo tipo de deportes extremos, y el estilo de vida de jóvenes atrevidos dispuestas a vivir nuevas experiencias. Red Bull representa, aventura, riesgo y vitalidad y lejos de ser una simple marca de bebidas se ha convertido en un canal propio de contenidos. Recordemos la retransmisión que hizo su plataforma del salto desde la estratosfera de Felix Baumgartner.

Coca Cola ha sido la reina del marketing de contenidos indiscutibles gracias al trasfondo de sus emocionales campañas publicitarias. Originales

Pero la historia del primer caso de branded content se remonta hace casi un siglo cuando la Cámara de Productores de Espinacas de estados unidos en los años 30 decidieron realizar una tira cómica en un periódico para fomentar el consumo de espinacas entre los niños.

El éxito de este gesto fue tal que Popeye se convirtió en un absoluto icono, y hoy día existen a lo largo y ancho numerosas estatuas y carteles en pueblos para reivindicar la aportación que tuvo en la agricultura de Estados Unidos la creación del divertido personaje.

Las marcas saben que tienen el poder de influir en los medios, pero más recientemente han descubierto que no tienen por qué utilizar a los intermediarios si ellos mismos son capaces de conseguir transmitir un mensaje certero y valor añadido.

Share

Comentarios cerrados